¡A la cama con la cara limpia!

¡Hola mananeros!

La verdad es que este post no puede haber salido más verídico y 100% bajo nuestra experiencia porque no sabemos aun porqué, hemos sufrido de primera mano las dos una invasión de granitos en la cara.

Primero fue Ana, cuando llegó a Inglaterra, seguramente por los nervios, una alimentación diferente e incluso pensamos, alguna reacción alérgica, la cara se lleno de bultitos pequeños y que además picaban mucho. A las semanas, a María le pasó lo mismo y su cara también, seguramente por el estrés de las primeras semanas de clase (¡maldito TFG!), se llenó de pequeños okupas.

A raíz de esto, decidimos hacer borrón y cuenta nueva y empezar con una nueva rutina de noche para cuidar bien nuestra cara antes de ir a dormir, algo verdaderamente importante y que no estábamos haciendo del todo bien.

Llevamos dos semanas ininterrumpidas y los resultados son muuuuuuy visibles y ¡maravillosos! Así que sin más dilación os los contamos:


Parece obvio pero no nos mintamos, muchas veces estamos tan cansadas que nos lavamos los dientes y nos tiramos a la cama. ¡ERROR! Sabemos que cuesta, pero es esencial quitarse el maquillaje para que la piel pueda respirar. Además, con la suciedad del día, es el lugar ideal para que los granitos e imperfecciones aparezcan.
Nosotras optamos siempre por desmaquillarte tipo crema y retiramos con un algodoncito, nos parece la opción más suave y menos agresiva para la cara (a diferencia de las toallitas). 
Os recomendamos (porque de verdad los hemos usado y es genial) la crema limpiadora de Deliplus con rosa mosqueta.




Seguramente muchas de vosotras ya conozcáis este producto y más seguro aún lo usaréis como desmaquillante. ¡Tranquilidad! Podéis seguir haciéndolo, únicamente es nuestra opinión utilizar primero algo que limpie en profundidad y dejar este producto para después o para días que no nos hayamos maquillado. Funciona especialmente bien para quitar los residuos propios de la cara, el sudor, la suciedad, impurezas, puntos negros, etc. Simplemente rocía un poco sobre un algodón y frótalo bien en la cara.
Nosotras estamos usando este de Garnier.




Por último y para que la mañana siguiente levantarnos con una cara la mar de radiante y descansada, elige una crema hidratante básica y aplícala sobre el rostro sin abusar de producto. Nosotras aprovechamos y también nos ponemos sobre los labios, grandes olvidados en las rutinas de noche. Así se hidratarán al máximo y creará una sensación de volumen.
Tras haber probado muchas muchas cremas, nos quedamos con esta de Cien, Lidl (de verdad que calidad precio estos productos nos han parecido los mejores) que tras haberla usado durante algunos meses, nos hemos enterado que ha ganado un premio recientemente (link aquí: www.elmundo.es )

¡Y eso es todo amigos! Creo que tanto chicos como chicas podéis usar estos truquitos para tener un rostro 10. De verdad que a la larga veréis los resultados, ¡el esfuerzo merecerá la pena!

Y tú, ¿qué rutina sigues? ¿tienes algún otro producto favorito? ¡Déjanos un comentario!


MANANA

2 comentarios:

Instagram